distribuidora de challas - Una visión general

10 nológica de la historia social de los teatros en Melipilla a través de los capítulos de este ejemplar. Ganadorí y todo, el objetivo ulterior es determinar las causas que provocaron los cambios sociales, de manera que este estudio se ubica en el contexto propio de la sociología comprensiva 18. Sobre el enfoque teórico Hasta este punto, se han presentado posibles factores que podrían ayudar a explicar las particulares trayectorias de los teatros, mas es pertinente Detallar la Dispositivo de Descomposición de esta investigación, que son los teatros de Melipilla 19, comprendidos en un sentido amplio. Porque si acertadamente el teatro es un espacio de apreciación artística, siendo ésta su función manifiesta, todavía se construye, desde sus inicios, como un hito de urbanidad, espacio de socialización y ventana al mundo de la industria cultural. Asimismo, un Disección como éste, focalizado en explicar los cambios sociales de los teatros, busca, en última instancia, conocer las prácticas y sentidos que le entregaron las personas al teatro en cuanto espacio de coincidencia social. Adscribiendo a la formulación de Laclau, quien postula una identificación entre 18 En términos de Weber, la comprensión equivale a toda interpretación que persigue la evidencia, que rebusca la captación interpretativa del sentido o conexión de sentido. Esto se relaciona aún con el objetivo explicativo a posteriori de la sociología comprensiva, es proponer, aquella indagación en las causas que provocan determinado fenómeno. Menciona Weber: Explicar significa ( ) para la ciencia que se ocupa del sentido de la actividad, algo Ganadorí como: captación de la conexión de sentido en que se incluye una actividad, ya comprendida de modo coetáneo ( ). Weber, Max, Patrimonio y Sociedad. Esbozo de Sociología Comprensiva, Segunda edición en español, decimotercera reimpresión, México, Fondo de Cultura Económica, 1999, p Al manifestación del capítulo 1 se establece una caracterización de la zona de Melipilla. las nociones de práctica y sentido 20, se debe aceptar que toda ejercicio social lleva consigo inscrito cierto discurso 21 sobre su influencia. Por lo tanto, la tarea a realizar es indagar en aquellos discursos que los grupos sociales, los medios de comunicación de la época, entre otros actores sociales relevantes, inscriben a sus diversas prácticas sociales 22 de manera consciente o inconsciente, de modo que la costura principal en la investigación es preferentemente hermenéutica 23.

, González, J. P. & Araya, S., Música popular chilena: 20 primaveras, , Santiago de Chile, Sección de Programas Culturales de la División de Cultura del Empleo de Educación, 1995 dites de ratones y un pulguero inmenso. Mejor sentarse en el suelo. Buscando la Mejor Voz Roberto Sagredo y Las Guitarras Viajeras sonaban permanentemente en las ediciones diarias de la radio y éste mantenía un diálogo directo con Massoud. En su ímpetu tierno, una de las insistencias que le hizo al empresario fue la de crear un concurso en que se presentaran músicos y agrupaciones musicales de Melipilla y alrededores. Lo llamaron Buscando la Mejor Voz y Conjuntos de la Zona. Para qué te digo, eso fue un éxito. Todos los domingos teníamos realizado total, recuerda Sagredo. El éxito de la iniciativa sentenció el deseo de Massoud que veía colmarse de público la sala de la Escuela Parroquial en cada data de la cita musical. Con este antecedente, colocaría a tomar la concesión del Teatro Serrano. Fue el 6 de enero de 1964 cuando se firmó el contrato de arrendamiento del Teatro Municipal de Melipilla, representado por el alcalde Manuel Marín, con José Massoud de contraparte, por un costo mensual de 500 escudos reajustables conforme al plataforma del costo de la vida que establecía el Asiento Central, por un período de cinco años, pudiendo renovarse la concesión al término de ella. El teatro, eso sí, venía sin butacas, proyectora, focos ni cortinajes. Bancal deber del concesionario dotarlo de estos elementos en saco a criterios de primera calidad, y Massoud Triunfadorí lo aceptó, prometiendo estándares del más detención nivel. Pero instalado y con todo marchando morapio el primer llamado de atención. La prensa denunciaba especulación con las entra

9 2.2. Deberes del Propietario. Por el hecho de pertenecer a una Comunidad, tiene el deber de respetar el Reglamento de Copropiedad. Debe realizar los mantenimientos que este Manual indica. Debe respetar la propiedad de los vecinos y no efectuar, por ningún motivo, trabajos en los muros que constituyan deslindes. El incumplimiento de sus deberes o actos que afecten a la Comunidad, da derecho a acciones legales en su contra. El propietario no solo debe estar informado de lo que sucede al interior de su vivienda si no que asimismo como funciona el Edificio en Militar, hexaedro a que hay espacios y bienes comunes de los cuales tienen un porcentaje en su dominio. Si aceptablemente la preservación de estos espacios está a cuenta de la Agencia del edificio, los propietarios deben practicar una labor fiscalizadora por intermedio del comité de Administración y de la Asamblea de propietarios. 3 DESCRIPCION GENERAL DE LA VIVIENDA.- El edificio Consta de 10 niveles sobre cota 0.00 y 2 niveles de subterráneo, con un total de 82 departamentos, 108 estacionamientos para propietarios, 12 estacionamientos de encuentro, 02 estacionamientos minusválidos para propietarios, 01 estacionamiento para minusválido de recepción y.

163 En un amplio itinerario por el siglo XX chileno, los autores exponen la génesis y el desarrollo de los teatros en Melipilla, así como las visiones de mundo y las luchas por imponerlas, que al interior de la comuna van quedando evidenciadas. De este modo, a través de una investigación de marcado carácter heurístico, se exponen las diversas causas que impulsaron el incremento de los teatros, así como las múltiples consecuencias que el pertinaz motivo teatro tuvo en otras regiones de la ingenuidad.

En virtud de lo anterior, las técnicas más adecuadas para un tipo de análisis en este nivel microsociológico de las prácticas y sentidos de los grupos sociales son las relacionadas con la etnografía. Sobre este último aspecto se volverá más Delante. En el apartado previo se mencionaron una serie de posibles causas del declive de los teatros, las cuales podrían ocurrir 20 Laclau, Ernesto, Ruptura Populista y Discurso en Labastida, J. & Del Campo, M. (eds.), Hegemonía y Alternativas Políticas, México: Siglo XXI, El concepto de discurso es entendido acá como un metarrelato, es sostener, como una idea que va inscrita en toda actos o energía social. 22 Howarth, David, Applying Discourse Theory: the Method of Articulation en Howarth, D. & Torfing, J. (eds.), Discourse Theory in European Politics. Identity, Policy and Governance, Basingstoke, Hampshire; New York, Palgrave Macmillan, Hermenéutica es entendida como la corriente filosófica que se ocupa de la interpretación, pero a la oportunidad como un método de Disección y observación particular de la efectividad, en que el intérprete co-crea el texto u objeto interpretado, produciendo, en consecuencia, un desarraigo entre el autor y su discurso llamativo. Es secreto, en este sentido, conocer la Teoría de la Interpretación de Ricoeur. Al respecto: Ricoeur, Paul, La Teoría de la Interpretación. Discurso y Excedente de Sentido, sexta estampado, México, Siglo XXI Editores, Desde luego asimismo Gadamer proporciona aspectos claves en la costura hermenéutica, como son, por ejemplo, la noción de que todo individuo está inmerso en una tradición histórica particular, desde la cual observa el mundo, lo que equivale a los denominados prejuicios del observador, pero no deben entenderse en un sentido peyorativo, sino como una condición para la interpretación. Campeóní, estudiar la obra de Gadamer implica comprender esta noción aunque delineada del efecto de la historia sobre el individuo, igualmente denominada historia efectual (Wirkungsgeschichte) y la fusión de los horizontes de sentido el del lector y el del autor : Gadamer, Hans-Georg, Verdad y Método, vol. I, octava estampado, Salamanca, España, Ediciones Sígueme, 1999, pp

Éste se cimiento en documentos de prensa locales de la época, como son los siguientes periódicos melipillanos: La Constitución, La Estado, El Comercio, El Influjo, La Voz del Pueblo y El Labrador, Vencedorí todavía como otros periódicos nacionales y ciertas revistas de circulación en la ciudad de Melipilla 45. Esto contribuirá a contextualizar y añadir los datos necesarios de diversos aspectos en torno a los teatros, desde el modo de programación que tenían, el tipo de administración con que contaban, la situación político-social que se vivía en Melipilla durante el siglo XX, Por otra parte de otros aspectos relacionados con las costumbres particulares y la vida cotidiana en estos espacios de coincidencia social. Finalmente, el otro memorial informativo de la investigación es la entrevista etnográfica 46. A través de ellas se accedió a diversos testimonios de informantes que vivieron y/o recibieron narraciones sobre cómo eran los teatros de la época y las diversas prácticas sociales que se daban en ellos 47. Particularmente, la información proporcionada por fuentes testimoniales se utiliza para complementar la evidencia entregada por la revisión de fuentes documentales, y que fue obtenida a través de un muestreo por oportunidad 48, facilitado todavía por el conocimiento previo de la ciudad Para la letanía completa de las fuentes de prensa que se consultaron, se sugiere ver el apartado Referencias. 46 Para profundizar más sobre la construcción de entrevistas etnográficas véase: Guber, Rosana, La etnografía, Buenos Aires, Editorial Norma, Respecto de la índice completa con los entrevistados, se sugiere ver el apartado Referencias. 48 Hernández, R., Fernández-Collado, C. & Baptista, P., Metodología de la Investigación, cuarta estampado, México, McGraw-Hill e Interamericana Editores, 2006, p La etnometodología política posee técnicas no invasivas, como la observación pasiva de interacciones utilizada en este estudio. Tilly, Charles, Afterword: Political Ethnography Campeón Art and Science en Qualitative Sociology, 29 (3), 2006, p

104 Es el recuerdo Yerko Milenko de ese septiembre de 1973 que cambió la vida del país. Así como su primer disco se vio truncado, toda la vida cultural y social del país cambió. Melipilla incluso lo haría, a su ritmo y con sus particularidades. Ese martes 11 de septiembre la ciudad vivió la convulsión del asalto de estado perpetrado por todas las ramas de las Fuerzas Armadas y de Orden, Ganadorí como asimismo los subsecuentes estados de excepción, el toque de queda, la persecución, la prohibición de asociatividad 227, la desarticulación de los vínculos sociales, el miedo y también la alegría. Hubo quienes fueron apresados, otros huyeron, otros acudieron a las comisarías y algunos se instalaron en plena plaza para robar una cueca celebratoria. Las luces en los teatros melipillanos se apagaron por un momento y las cintas dejaron de proyectarse. La ciudad fue cercada por tropas militares que entre sus objetivos principales tuvieron al diputado socialista MatíFigura Núñez. Su cacería fue sin cuartel. En el camino, su chofer, Jorge Luis Ojeda, un joven estudiante universitario de 20 primaveras, fue aprehendido en el sector de Huechún, luego, torturado y asesinado 228. La hermana 227 Dentro de estas prohibiciones, estuvo la disolución de juntas de vecinos, y luego la designación a dedo de los presidentes de éstas, quienes debían estar en sintonía con la dictadura militar. 228 En la comitiva que lo detuvo estaba el capitán de Carabineros Sergio Brieba Hinrichsen, el médico Bernardo Purto Yarcho, quien vestía uniforme institucional, el mayor Carlos Solís Silva, y los Sargentos Silvio Concha González y Emilio Marín Huilcaqueo, el conocido Paco Marín, el mismo que sacaba a los asistentes revoltosos de las funciones del Teatro Serrano. El señorita Ojeda fue llevado a la Cuarta Comisaría de Carabineros de Melipilla, donde fue sometido a torturas que terminaron quebrando su espalda. De allí fue enviado a la cárcel de Santo Antonio y, luego, al Regimiento Escuela de Ingenieros Militares de Tejas Verdes, donde fue nuevamente torturado.

Sin embargo, por otro lado la dictadura elevó la música folklórica a un sitial de costado sonora de la nueva Estado como los auténticos sones de lo Doméstico, canciones sin contenido político, donde no se evidenciaban injusticias ni desigualdades 240, sino anécdotas, cantos a la mujer, a una vida campestre, campechana y simpaticona. Un ejemplo paradigmático de este nuevo-viejo folklore fueron Los 238 Dentro de este Corro están Ángel Parra, Osvaldo Rodríguez, Inti Illimani, Quilapayún, Patricio Manns, entre otros. 239 Jordán, Laura, Música y clandestinidad en dictadura: la represión, la circulación de músicas de resistor y el casete anónimo en Revista Musical Chilena, Año LXIII, Julio-Diciembre, núm. 212, 2009, pp Al respecto, María José Barros indica que: El campo chileno se impuso como un espacio idealizado, donde patrones y peones convivían armónicamente en conjunto con la naturaleza; Bancal la visión del país agrario a favor del patrón. Los Huasos Quincheros se volvieron en los preferidos, pues no tocaban quena y hablaban de modo indiferente del mundo rural. En consonancia con lo preliminar, en 1979 se decretó la cueca como el coreografía Doméstico, con lo cual se homogeneizaba, a nivel simbólico, la desemejanza cultural del país: tras una cueca elegante y estilizada, quedaron al beneficio de lo oficial los demás bailes existentes en el país. Pero, Adicionalmente, el régimen denigró la figura del rockero, pues quien tuviera barba o pelo amplio Bancal relacionado con el vestir del enemigo (Barros, María José, Lo local y lo transnacional en la poesía de dictadura de José Ángel Cuevas. Entre el rock, la casa de adobe y el neoliberalismo en Acta Literaria, núm. 39, semestre II, 2009, pp )

A las 20 horas fue la clickea aqui ceremonia para las autoridades. El cronómetro marcaba la hora exacta con un teatro presto para iniciar su vida, aunque sin portada, pero que aparecía igualmente utópico para el pueblo. Su figura Cuadro la de un edificio de dos pisos, con cuatro locales comerciales en su foráneo, todo un conjunto de líneas sencillas, a la idéntico que elegante, enteramente de concreto armado, de este modosmica e incombustible, de tal modo que el espectador se encontrará siempre en este teatro a fuera de de cualquier siniestro 144. Dotado de un equipo sonoro doble marca Grawor Electric, reconocido como el mejor de la época, el Serrano se inauguraba con 316 butacas en platea y 129 en Museo, camarines, servicios higiénicos con lavatorios de loza y granito, plafonniers y appliques con vidrios esmerilados en el foyer (vestíbulo), platea y Sala. El telón que separaba el foyer de la platea Cuadro de tocuyo y, lo mejor, desde la platea y galería se veían muy acertadamente las proyecciones y las obras teatrales. Desde ellas Cuadro audible cualquier alocución sin indigencia de parlantes y los seis avisos de horizontes de emergencia apaciguaban los temores. Qué más se podía pedir? Tras el cóctel de bienvenida, en que la familia De la Presa compartió un aperitivo con los invitados, vinieron los discursos de rigor, encabezados por Juan de la Presa: Sobresaliente es la vencimiento que celebra hoy Melipilla, el ciento noventa y un aniversario de su fundación; ínclito es incluso el esfuer- 143 El Labrador, 17 de agosto de La Nación, 8 de octubre de

Al respecto: Oxman, I., Rowlands, J. & Berezin, A. (eds.), La Gran Familia. Una excursión por el circo chileno, Santiago de Ají, Editorial Cuarto Propio, 2010, pp En consecuencia, no resulta extraño que para 1897 se creara la Sociedad Ignacio Serrano cuyos fines plasmados en sus estatutos eran la mutua protección, la ilustración, i todo lo que tienda al perfectamente estar recatado i material de sus miembros 62. Al menos para 1898 luego se contaba con cañeríVencedor que traían agua del río para tres calles y con el gran anhelo y seguro de progreso: el tren. La llegada del tren fue un hito sin precedentes para la comuna. Significó una modificación urbana con el ensanchamiento de sus calles y mayores garantíTriunfador para un comercio que no obstante no debía traer su mercadería a mula desde Santiago, sino que podía cargar hasta 100 kilos en las máquinas a vapor. Santiago quedaba a una hora y 45 minutos, y la tiempo se convertía en un centro social y financiero. Ganadorí, carencia de raro fue que con la novedad férrea se generara una mayor conectividad en todo orden de cosas, permitiendo que giras artísticas contemplaran arribar a Melipilla. El mundo impávido se abrió para el poblado con la aparición del tren en las postrimerías de un siglo XIX que se iba con actividad sísmica permanente, circunscripción fértil para la aparición de charlatanes como el astrónomo Tomas Michaels, quien había predicho que una parte de Sudamérica se hundiría, profecíGanador que en el Val del Maipo serían parte de las creencias permanentes. Con este nivel de ampliación, Melipilla llegó al siglo XX saludando tímidamente y encorvada por las preocupaciones habituales: las luminarias funcionaban pero siempre tenían problemas; las acequias se secaban y plagaban de putrefacción el aire; la escasez de carne; la viruela que ponía contra las cuerdas a los 62 La Constitución, 15 de agosto de

108 en la Plaza de Armas, donde se podía ver el educación de los menores. Griselda Oscuro, recuerda que: Teníamos que ir a todas las clases de folklore que hacía el conjunto de la Municipalidad, con el Nano Ruiz, la Alicia, Manuel Chaparro. Las hacían en el colegio porque éramos niñitas de las monjas y no podíamos salir. Después hacían grandes actos. Se exacerbaba el folklore y no habían cuecas choras, las cuecas que se bailaban eran cuecas de salón y exacerbando el tema nacionalista mediante las actividades que hacía el colegio. Cuadro todo muy nacionalista. El folklore tuvo apoyo en Melipilla como nunca ayer. La canción Canto a Melipilla pudo ser grabada en estudios santiaguinos, gracias al apoyo del alcalde designado Eduardo Morales 246. Un ejemplo de esto es que dos años más tarde se creó el Primer Festival Folklórico, bajo el mando de Nelson Retamales. Organizado por el municipio y la Dirección Departamental de Educación de Melipilla los díGanador 15, 16, 17 y 18 de septiembre, se congregaron escuelas de la zona en el ámbito de un lleno total y con la presencia de las cámaras de Canal 13. Esta tiempo, el lugar predilecto no fue el Palace, sino el estadio Alberto González, que tenía mejores accesos, más espacio para ejecutar las danzas y no necesariamente un peor sonido. La empresa Soinca aún aportaba en esta corriente con el Festival Melipilla Canta con Melipilla de 1976, patrocinado por el Cuerpo de Bomberos y la Gobernación de Melipilla, que durante seis díCampeón dirimió entre las mejores canciones del especie folklórico e internacional. Las fiestas de la primavera, que 246 El Labrador, 22 de septiembre de prosiguieron a cargo de la Secretaría Doméstico de la Juventud, todavía disfrutaron el folklore como hito permanente.

6 En el caso que se necesite comprar materiales para la mantención de su unidad, se recomienda comprar productos de la misma marca y calidad de los existentes. Incluimos en este manual, los proveedores que proporcionaron los principales materiales y equipos para esta obra, a los que se les podrá consultar en forma directa por la funcionalidad de cada material o factor. Asimismo hacemos presente que eventualmente pueden producirse fallas o defectos que por su persistencia e importancia, será recomendable consultar al profesional respectivo que participó en el proyecto o en la construcción de la obra. Para ello consulte al instalador correspondiente indicado en el Lista de profesionales, proyectistas e instaladores, al final de esta manual. Es de suma importancia que el usuario tenga presente, que cada individualidad de los materiales y equipos que han sido incorporados al tesina Tempo Urbano, tendrán desgaste o estropicio ordinario que por el uso, el tiempo y agentes externos, son difícilmente controlables (humedad ambiental, contaminación, rayos infrarrojos y/o ultravioletas, desgates propios del roce), si no se toman algunas medidas preventivas para contrarrestar su objetivo.

77 pre justo. En el intermedio ellos se iban a engullir al Capri. Ahí yo les preguntaba cosas. El Hugo Lagos, de los hermanos Lagos, muy conocido porque fue el primero en tocar Adiós al Séptimo de Dirección, me enseñó a tocar el arpa, a poner los dedos. El deseo de Contreras se hizo ingenuidad, logrando convertirse en un destacado arpista y luthier de dicho útil. Con su folklore recorrió el país decenas de veces, fuera en escenarios de teatros o salones, o en carpas de circo que iban desde el frío de Puerto Montt hasta el desierto del meta conspicuo. Pero antaño de sus periplos nacionales y cuando aún era un señorita que gustaba de su posición en la boletería, fue refrendador del éxito del radioteatro Hogar, Dulce Hogar!, que en 1955 agotó con días de antelación las aposentaduríTriunfador. Anunciado como un formidable acontecimiento exquisito el personal dirigido por Eduardo de Calixto incluía a Marta Pizarro, Mario Rebolledo, María Valdés, Marta Charlín, María Godoy, Elga Cristina y Blanca Arce. El paso de figuras de la radio no se detendría ahí. En 1956 Melipilla vería a la en tiempos remotos voz principal de Los Panchos, Raúl Shaw Tostado, acompañado por su Agrupación Los Peregrinos, en dos shows que tuvieron todavía el humor de Los Caporales y la voz de Guadalupe del Carmen, estrella máxima de la canción mexicana. Durante el mismo año aún acontecerían por la ciudad Los Hermanos Campos, Eduardo de Calixto y su compañía con la obra Celedonio se Divorcia, Adicionalmente del show de Ésta es la fiesta chilena con el sainete Hilario, alcalde Pichi pichi y la música del popular dúo María Inés. Y en noviembre, desde Radiodifusión La Cooperativa Vitalicia, uno de los principales radioteatros como Residencial La Pichanga puso en escena Con el bautizo de la guagüita del Pa tras P adelante.

21 Recomendamos efectuar la limpieza y conservación de los aparatos, interruptores y enchufes, evitando el uso de agua. Para evitar el ofensa de las instalaciones, se debe tener en cuenta: no tirar los cables, no enlazar demasiados aparatos por centro, no poner recipientes con agua sobre los aparatos. En lo que se refiere a instalaciones eléctricas, se recomienda no usar artefactos que consuman más energía que la contratada. Desde el punto de traza de la seguridad y de la Hacienda, se sugiere no colocar ampolletas de más de 100 watts. Los equipos de mayor consumo (lavadoras, computadores, estufas eléctricas, hervidores etc.) deben conectarse en los enchufes indicados para tal finalidad. Frente a cualquier duda rogamos asesorarse apropiadamente, con un Técnico Doble Competente. La canalización eléctrica para los distintos tipos de artefactos es embutida en los muros de hormigón. Para los enchufes la canalización eléctrica pasa por el suelo y muro hasta el artefacto que está a 30 cm sobre el nivel del piso. En el caso del tablero Militar, las tuberíVencedor pasan en torno a el gloria y alrededor de la losa hasta los centros de alumbrados y enchufes Recomendaciones.

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15

Comments on “distribuidora de challas - Una visión general”

Leave a Reply

Gravatar